Amamos nuestra profesión, y es nuestra responsabilidad ejercerla con honestidad, pues es de vital necesidad “respetar el descanso” de todas aquellas personas que nos lo confían.

Al haber nacido y crecido en este sector, he vivido en primera persona con total admiración y fascinación todos los materiales por los que hemos ido pasando. Desde la revolución de los colchones de muelles, más tarde mejorados por James Marshall que en el 1 900 los embolsó para evitar el desplazamiento y ruido, siguiendo con las espumaciones, el latex y hasta que la Nasa inventó y presentó la viscolástica y muchos la empezaron a comercializar. Tenemos en el mercado muy buenos materiales, buenas combinaciones de núcleos, como son los muelles ensacados con producto natural y los núcleos de latex 100% natural, pero hace un tiempo aquí he percibido cierto estancamiento en el sector, en lo que hace referencia al cuidado de la higiene postural, en el ir más allá para ofrecer y dar paso a la evolución en el descanso, dar paso a nuevos materiales respetuosos con nuestro cuerpo y con el medioambiente.

Siempre interesados en el cuerpo humano, en su estructura, en la complejidad y unión de cada una de sus partes, en como nuestro cuerpo de manera postural se ha ido adaptando para seguir adelante con nuestras actividades y rutinas diarias. Como bien dice el osteópata Quim Vicent el cuerpo humano es una unidad integral, por ello debemos pararnos a pensar que sustento le ofrecemos en las horas en que nuestro cuerpo es más vulnerable, mientras descansamos o dormimos.

Cuando D.O Quim Vicent (osteópata) i Luis Badal (fisioterapeuta Federación Española de Tenis) nos vinieron a ver… explicándonos sus inquietudes, las necesidades de sus pacientes … empezamos a tener mil reuniones e investigaciones sobre cuáles serían los mejores soportes donde nuestro cuerpo pudiera regenerarse. De esta unión, del saber hacer de cada uno de nosotros y muchos estudios nacen los cochones Ar.

Ha sido mucho el tiempo invertido, pero ahora son una realidad al alcance de todas aquellas personas que quieran cuidar su cuerpo y a aquellas personas con patologías crónicas importantes.

Me sincero,  ha sido un reto difícil, que solo con amor, confianza y profesionalidad hemos podido llevar a cavo, sin faltar a la honestidad, vital, también y muy necesaria en la sociedad que vivimos, donde nos invaden miles de publicidades engañosas, sin respeto hacia ellos ni a las personas que lo reciben, lo nuestro es una profesión y no podemos comercializar a destajo con la “salud” de aquellos que nos la brindan.

La conferencia del próximo miércoles 19 en la clínica Arvila Magna será un nuevo reto y una ilusión inmensa poder exponerles, explicarles todo el desarrollo y beneficios que tienen éstas piezas únicas. Cristian Muñoz, técnico en descanso de muba, romperá mitos sobre materiales, explicará con detalle cada uno de los elementos que forman estos colchones, hará una muestra del  colchón Ar tecnic utilizando datos antropométricos y presiones de alguno de los asistentes…. Y seguro les sirven de ayuda algunos de nuestros consejos, para un único fin, el de tener un descanso reparador, respetuoso con nosotros y con el medio ambiente.

Gracias. ¡Muchísimas gracias!

 

Elisabet Baulíes